jueves, 22 de marzo de 2012

IceCube Neutrino

Imagen del detector IceCube

Dice el diccionario de la RAE que un neutrino es una "partícula eléctricamente neutra, cuya masa es inapreciable". Efectivamente, estos que lo escriben son de letras y no se quieren meter en más líos jejeje. Hacen bien, porque la mayoría de la gente no tiene mucha idea de qué es un neutrino más allá de la famosa noticia de que podían ir más rápido que la velocidad de la luz (desmentida por existir un fallo en una conexión de fibra óptica entre un GPS y un ordenador).
Y lo cierto es que yo tampoco tengo la formación necesaria para dar una clara explicación más allá de decir que son partículas subatómicas extremadamente difíciles de detectar por su ínfima masa y que constantemente son capaces de atravesar cuerpos tan grandes como la Tierra sin chocar contra un sólo átomo justamente por esa ínfima masa e ínfimo tamaño. Se generan de forma natural en las reacciones nucleares como las ocurridas en el Sol o de forma artificial en las centrales nucleares y aceleradores de partículas. Respecto a esto último cabe decir que, de hecho, recientemente se ha logrado transmitir mensajes en línea recta gracias a los neutrinos atravesando literalmente cualquier cosa que se ponga por delante, aunque no te emociones que aún vas a tardar bastante en ver el iPhone Neutrino.
Pero no es por esto que escribo el post sino porque me acabo de enterar gracias a Radio 5 de la existencia del IceCube Neutrino... Ya me vale, un año después de que publiquen la finalización de la construcción del detector de neutrinos en la Antártida, un proyecto de 10 años de duración para fabricar un detector de un kilómetro cúbico de volumen a 2.500 metros bajo el hielo, volumen necesario para detectar unas partículas tan esquivas (no tanto como el archifamoso bosón de Higgs, por supuesto).
¿Y para qué sirve otro cacharrazo supercaro como el LHC? Eso y otras cosas fantásticas acerca de la estación las explican en el vídeo de más abajo y no me veo capaz de mejorarlo, así que sólo comentaré unas cosillas: permitirá hacer un mejor modelado del Universo ya que es como un enorme telescopio que funciona a base de neutrinos, no de fotones, como los ópticos y a comprender fenómenos de la física que aún no están claros como la materia oscura. ¿Aplicaciones tangibles? Pues da igual lo que pensemos que podemos conseguir, seguro que se verá superado por lo que realmente consigamos. Siempre ha funcionado así: los científicos consiguen avances sobre los que se apoyan otros para darnos aplicaciones que nos faciliten la vida: GPS, radio, televisión, aviones, Internet, electrónica... están basados en avances matemáticos y físicos que en un principio no parecían tener aplicación directa.

Publicar un comentario