jueves, 2 de febrero de 2012

Ultrasonidos

Dos noticias seguidas en un margen de muy pocos días hablando sobre ultrasonidos para aplicaciones muy diferentes y curiosas. Lo normal es pensar que en ese campo ya está todo inventado dejando a un lado a los animales que lo usan para comunicarse y para orientarse como cetáceos y murciélagos y de los usos industriales y médicos ya conocidos desde hace mucho tiempo. Pero mira por donde:
  • Ultrasonidos como anticonceptivos: aún en investigación y comprobando si puede tener efectos secundarios, pero se supone que un par de sesiones de 15 minutos aplicadas directamente a los testículos, provocando un ligero calentamiento hasta 37º, detiene la producción de esperma haciendo que, de los 39 millones de espermatozoides por eyaculación, se pase a los 3 millones, lo cual es, al parecer, equivalente a infertilidad. Una característica de este proceso es que, en principio, es totalmente reversible aunque, personalmente, no me hace gracia eso de calentar las pelotillas.
  • Ultrasonidos para enviar publicidad: esto ya es otra cosa e imagino que, aún siendo ultrasonidos, son reproducibles por altavoces normales. Según dicen en la noticia, en pocos días, una cadena española lanzará este tipo de publicidad (gracias a tecnología de una empresa española) directa al móvil. El mecanismo es este: se descarga una aplicación capaz de recibir datos por ultrasonidos de forma que, al ver un determinado programa, se te envía alguna pregunta para participar en una encuesta o en un concurso junto a la cual va insertada la publicidad. Por supuesto funcionaría también para la radio. Me parece muy muy ingenioso y a la vez, una de esas cosas que dices: ¿cómo no se le ha ocurrido a alguien antes?
Nuevas dudas. Pensando sobre la aplicación para enviar publicidad al móvil me surgen un par de cuestiones. La primera es la que ya decía de si los altavoces de los televisores serán capaces de reproducir ultrasonidos a una frecuencia adecuada para que lo reciba el móvil y no volver loco al perro. La segunda es si cualquier teléfono móvil realmente podrá recibir ultrasonidos, dado que el micrófono tipo electret del mismo, en principio, tiene una mala respuesta en frecuencia para tonos altos, cosa absolutamente lógica para el uso que está pensado. Y por encima de esos tonos altos están los ultrasonidos, así que mal vamos. De esta forma, o se me escapa algo o van a necesitar todo un acuerdo de la industria de televisores y telefonía móvil para explotar esta vía.
Mucha información comercial y cero información técnica para comprender cómo funciona el invento :(

Publicar un comentario en la entrada